9 feb. 2016

Locura los martes

No me duele quererte mí me duele no tenerte.
Lo que duele son heridas,
que hace tiempo ya curaste, pero a veces reviven en forma de pesadillas.

No me duele soñar, ni recordar manos ansiosas de gemidos,
sedientas y hambrientas de secretos dormidos.
Me siento flotar en una piscina infinita de jadeos y sensaciones a punto de reventar los límites de la cordura con extremas palpitaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario