19 feb. 2017

Pb ballerina

Sabía, de entrada, que la protagonista no iba a ser un reflejo.

Pero hay secundarios, impulsos, raíces tal vez.
Hay películas que me hacen rozar mi dedo anular, y que me llevan a frases dichas por ti o salidas de clase con el corazón golpeando.
Mañana, aunque sólo pueda por la tarde, toca rutina,y voy a incorporar ejercicios aprendidos entre espejos.

Me quedo con palabras sueltas.
Pasión.
Tristeza.
Ilusión.

Ocho tiempos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario