15 feb. 2016

Nerviosa

Tengo la manía de dejar las manos, nerviosas, a veces entrelazadas o retorciendo papel, mientras espero a que me sirvan lo que haya pedido.

Ya puede ser un café, con su dosis de autoestima.
Una cocacola refrescante.
Un zumo  natural.
Un primer plato.

Una beso.
Una respuesta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario