4 jun. 2016

Verano

Pies semidesnudos, mangas acortándose, queriendo desaparecer, y contando días para que el sol pueda plasmarse en la piel de mis piernas.

Menos de un mes para un rato de piscina cada mañana.
Ya con los bikinis y toalla organizados en la mochila de turno.

Habrán noches de tormenta, y días que me arranquen lágrimas, pero veo, desde ya, que va a ser inigualable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario