24 abr. 2016

Un día más

Sé que sonará a lo de siempre, pero en todo este tiempo contigo nunca he sentido tanta prisa, ansia, necesidad, por verte.

Quiero abrazarme a ti y que me calmen.
También quiero leer a Risto.
Pero sobre todo quiero dormir.

Descansar contigo es una recarga de pilas inexplicable.

Me brillan los ojo cuando veo muchas cosas, pero en los momentos más bonitos me paralizo.
Dejo de ser consciente, creo.
Apunto en la lista la situación personal en la que estoy y dejo de pensar, hasta que hago algo que no sale de mí.

Llevo varias noches durmiendo la mitad de mi hábito.
Cómo se supone que hoy leeré?
Estoy valorando en condiciones que haya dejado de llover?

No hay comentarios:

Publicar un comentario