20 oct. 2016

Balanza

No puedo resumir todo lo que sueño en una lista con mínima relación.

Sueño en mil tiempos, algunos hasta dejan de ser improbabilidades.
Últimamente son nervios de futuros; próximos o no, no lo sabe nadie. Pero son bonitos. Ilusión pura.

Me gustaría compartirlos con personas que ya no hacen hueco más que en el pasado? Pues algunas sí, para qué engañar.
Puede que por eso tenga mis ratos llorones? Sí, puede.

Pero tengo una diferencia indudable entre decisión e inseguridad, así que  ésta es la mía.
Ahora mismo nadie tiene el poder de destrozar esta sensación; lo he meditado mucho para poder afirmar.

Recuerdo perfectamente cuando era crucial dormir y aliviar ese dolor de ojos que no entendía; cuando el motivo cambia, todo cambia.

Y tengo que reconocer que esto de chillar de felicidad para dentro es muy raro.
Podría hacer listas interminables de planes, sitios, películas para ver... pero para qué?
Yo no pensaba nada de lo que está pasando ahora, y está sucediendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario